Facundo Arana:Nuestra familia es una familia feliz

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Facundo Arana:Nuestra familia es una familia feliz

Mensaje  Admin el Lun Jun 09, 2008 9:37 pm



La entrevista estaba terminada. El grabador, apagado sobre la mesa del café de Martínez, era una prueba contundente de eso, cuando a Facundo Arana se le iluminaron los ojos celestes. "¿Querés saber lo primero que le dije a India cuando nació?", preguntó y no esperó respuesta, apenas dio tiempo a encender de nuevo el grabador. "Había sido un parto natural, me dejaron participar y fue precioso. Los médicos la limpiaron y me la pusieron en los brazos. La miré y, por esas cosas, abrió los ojos. Estaba calladita. Ella no me veía, claro, pero yo la miré recto a los ojos y le dije 'serás feliz'. Y la puse en el pecho de la madre y la beba se agarró a la teta. Y fue feliz".

En el primer reportaje que Arana da desde el nacimiento de India, la hija que tuvo con María Susini, el actor de Vidas robadas, la tira de Telefé, quiere ser claro desde un principio. Confiesa que le surgió contar esta anécdota porque leyó "un montón de primeras cosas que le dije a la beba y yo no hablé con ningún periodista". Un rato antes, había abierto su corazón. Se había emocionado y había hecho emocionar contando los días que está viviendo como padre primerizo, como esposo enamorado y como protagonista de una telenovela reconocida no sólo por el rating, sino por su contenido. Rebobinemos.

Arana llega tarde al café, como corresponde a una estrella. Viene en su camioneta negra, de grabar. Pelos revueltos, manga corta pese a los trece grados, pura sonrisa. Amable, pide disculpas. Se le estiraron demasiado dos escenas. No importa. Está dispuesto a hablar. Sobre la tira y sobre lo que le pregunten. Sabe qué le van a preguntar. Sabe, seguramente, qué va a decir.

Como en un round de estudio, el primer tema es Vidas robadas, la tira que a partir de esta semana irá de martes a viernes, a las 22.30 por la pantalla de Telefé y que toca un tema árido, el de la trata de personas. A Facundo le fascina hablar del asunto. Informa que es el segundo delito que más dinero mueve en el mundo, detrás del tráfico de armas. Dice que el reconocimiento que le dio la Legislatura porteña (ver Reconocimiento...) al programa es una invitación al debate, que le encanta formar parte de este equipo y solito se mete en el tema: "Tomando en cuenta mi presente, salgo con muchas ganas a grabar la tira. Teniendo en cuenta mi vida hoy, no es poco, porque tengo mucho que hace que quiera quedarme en casa el día entero. Y acá el tener ganas de salir a laburar no es poca cosa, vivo muy contento esta realidad".



¿Qué es lo que te tiene tan contento como para no ir a trabajar?

¡Já! Mi hija.



¿Al final, le hiciste la cuna vos?

Sí, de buena madera. Tuve la ayuda de mi tío, que me dio una mano grande. No es mi oficio la carpintería, pero cumplí mi palabra.



¿Vas por el segundo?

Quiero disfrutar la primera, y que vengan todos los que quieran. De eso se encargan arriba, más que uno. Pero estoy disfrutando mucho, mucho, mucho, de esta primera.



¿Y haciendo las cosas que hace un papá normal, cambiando pañales, bañándola?

Eso no lo hace un papá normal, eso lo hace un buen padre. Sí, hago todo. Estoy muy contento.



¿Le tenés asquito a la caquita de la beba?

Esas son tonterías de otro siglo. Estoy disfrutando cada segundo. Estoy enloquecido. Tratar de ponerle palabras a lo que se siente es tratar de describir algo que con las palabras te vas a quedar corto. Estoy feliz. Nuestra familia es una familia feliz, es una nueva familia muy feliz. Es maravilloso. Estamos felices con María, compartimos nuestra familia lo mejor que podemos y vamos aprendiendo, porque aparte se aprende.



¿Por qué en el imaginario está esa cosa de que con María no son pareja?

Hay gente que tiene la necesidad de llenar páginas o minutos de aire y la necesidad de tocar el tema tuyo. Y cuando no tiene nada para decir dice lo que se le ocurre. A veces se les ocurren estupideces y como es más noticia el avión que se cae que el avión que despega, tratan de ver cómo se caería el avión, y empiezan a decir se caería, se caería. Y luego otro dice se cae, se cayó, no son pareja, están peleados. Yo no me puedo hacer eco. Somos más 40 millones de personas en este país, no puedo salir a contestarle a todo aquel que diga algo. Ya estoy curtido. Yo miro el otro lado. La parte del abrazo y de la sonrisa.

Por eso, asegura, tampoco salió a hablar cuando se decía que iban a levantar la telenovela. "Es verdad que cuando empezamos estuvimos, en rating, un poco por debajo de las expectativas. Pero hay que tener en cuenta que competíamos contra el arranque del megashow más importante de la televisión argentina (por ShowMatch), que está muy bien entrenado, muy bien montado. Yo siempre pienso en una tira como en una carrera de fondo, de 1.500 metros. Si vos salís corriendo a todo lo que da, llegás con la lengua afuera y mal. Con Vidas robadas salimos a marcar un ritmo que, gracias a Dios, ha tenido un sostenido crecimiento y nos ven más de un millón y medio de personas por día en Capital y GBA. Y no hemos modificado ni la forma de contar ni el ritmo de la historia.



¿Es el primer galán que hacés que tiene tanto que ver con la realidad?

Sí. Es una telenovela que no se parece en nada a la estructura de las telenovelas en las que yo había trabajado. Es la primera vez que no es el galán y la heroína y la historia de amor y otras fuerzas que trabajan alrededor para que ellos no puedan encontrarse. Esto es otra cosa.



Acá incluso está hasta el protagonismo más repartido. ¿Influye en tu ego?

No, porque se trata de contar un cuento. Es un elenco impresionante. Y cualquiera puede llevar adelante la historia. Es una trama que se cuenta de a muchos. Y lo bueno es que, además del cuentito, te deja una información. Esto de la trata de personas no sucede solamente en el interior del país, sucede a veinte cuadras de tu casa también. Y quiero reconocerle a Telefé el hecho de ponerlo en el aire en horario central. Si hubieran querido, o si nos fuera tan mal, o si no hubieran decidido mantener esta temática en el aire, hace dos meses la podrían haber puesto en otro horario.

Distendido, Facundo cuenta que ya se encontró con un par de mujeres por la calle que le confiaron que van a ponerle India a sus hijas. El dice que gracias a China Zorrilla, que durante el embarazo de María siempre preguntaba por cómo estaba la india, se le ocurrió el nombre.



¿Y si de grande no le gusta?

Ningún problema. Yo mismo la acompaño al juzgado para que se lo cambie y se ponga el que quiera.
avatar
Admin
Admin

Cantidad de envíos : 122
Edad : 33
Fecha de inscripción : 26/12/2007

Ver perfil de usuario http://natyfacupr.forumotion.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.